¡Estás viendo bien! La nieve rosa sí existe

Sergio Solache

18:28 | Lunes 25 de Noviembre 2013

Este efecto se debe a una pequeña alga que sobrevive en las zonas con bajas temperaturas
Especial
La nieve rosa tiene un ligero sabor a sandía, aunque no es buena idea probarla

La mayoría de personas que viajan a destinos de nieve esperan ver un paisaje totalmente blanco a su llegada; sin embargo, en muy bajas temperaturas, se pueden encontrar rodeados de nieve totalmente rosada.

Y no es que los ojos engañen o que la contaminación cause que la nieve cambie de tono; sino que una pequeña alga llamada Chlamydomonas nivales es capaz de darle un color rosa a la nieve.

El fenómeno de la nieve rosa es posible verlo en las zonas más elevadas y en climas con muy bajas temperaturas, como Sierra Nevada, en California. El efecto se  debe a que la microalga desprende una gran cantidad de esposas para protegerse de los rayos ultravioleta, las cuales contienen un pigmento de color rosa, por lo que la nieve se pinta en cuanto toca tierra.

Quien ha probado la nieve rosa dice que tiene un ligero sabor a sandía, por lo que muchos la han denominado “Watermelon Snow”; sin embargo, consumirla no es buena idea, ya que resulta ser un poderoso laxante.

Así es que si este invierno vas a una zona con frío extremo y ves la nieve de color rosa, no te espantes, la nieve rosa existe.