Las campañas más polémicas de Calvin Klein

Ximena Cassab

07:02 | Domingo 20 de Noviembre 2016

El diseñador neoyorkino se ha asegurado de atraer las miradas hacia su marca a través de los años.

Existe una máxima en el mundo de la publicidad que parece que no desaparecerá nunca: el sexo vende. Y una de las marcas que se ha asegurado de vender a través de este básico en Calvin Klein.

Nacido en el Bronx, en Nueva York, el 19 de noviembre de 1942, Calvin Klein mostró interés por el diseño y el mundo de la moda desde muy temprana edad. Asistió al Colegio de Arte y Diseño y se inscribió, pero nunca graduó, en el Fashion Institute of Technology de Nueva York.

Te puede interesar 

Kendall Jenner nueva imagen de Calvin Klein
La hermana de Kim será imagen de una conocida marca de indumentaria íntima afirman medios estadounidenses

La visión y sentido de la estética de Klein le ayudó a recibir la atención de quienes mandaban en la industria en aquella época, incluso antes de lanzar su primer gran colección. Con 26 años de edad, lanzó su propia marca, que eventualmente se convertiría en Calvin Klein Inc.

La primer colección estuvo compuesta por abrigos y vestidos de mujer, que evolucionó hacia una elegante línea de ropa y calzado para dama. Sin embargo, el auge del diseñador comenzó gracias a su diversificación hacia ropa de hombre, jeans, ropa interior e incluso perfumes.

Fue Klein quien revolucionó la industria de la ropa interior para hombres. Pasó de ser un tema casi tabú a una importante prenda erótica.

Fue también en esta época, en la década de los ochenta, que la marca adoptó una clara ínea en sus campañas publicitarias, que aún dan de qué hablar al día de hoy. Calvin Klein se convirtió en una provocación sensual y sexual, que algunos aplaudieron y otros condenaron.

En sus casi 50 años de historia, Calvin Klein ha sido criticada por promover violencia, pornografía infantil, consumo de drogas y hasta violaciones grupales. No son acusaciones menores. Esto explica por qué algunas televisoras, revistas e incluso países han determinado no mostrar la publicidad de la marca.

Para que emitas un juicio por ti mismo, Vive USA reunió algunas de las campañas más provocativas de los últimos 30 años.

En 1980 Brook Shields apareció en una sexy campaña de Calvin Klein donde el tagline proponía que no llevaba ropa interior. En ese momento la actriz tenía solo 15 años, por lo que televisoras como CBS prohibieron mostrar el comercial.

Mark Wahlberg y Kate Moss generaron controversia cuando fueron los rostros (y cuerpos) de la marca durante 1992. Moss tenía solo 17 años y aparecía topless en tomas del fotógrafo Herb Ritts.

En 1993 Kate Moss siguió dando de qué hablar con su campaña para el perfume Obsession. No solo se le veía media desnuda, sino que algunos consideraron que el look aceptaba el consumo de cocaína.

La serie del fotógrafo Steven Meisel de 1995 alteró a las masas debido a los jóvenes modelos. Algunos incluso lo acusaron de promover la pornografía infantil. Sin embargo, todos los modelos que aparecen tenían mayoría de edad al tiempo de la sesión.

Una vez más, en 1999 CK fue criticada por sus tomas a menores. En esta ocasión eran pequeños niños los que anunciaban ropa interior a través de fotografías en blanco y negro. Nuevamente se habló de pornografía infantil.

En 2008 fue una mujer madura la que generó controversia. Eva Mendes aparecía completamente desnuda anunciando el perfume Secret Obsession. Aunque no se veían sus partes más íntimas, muchas televisoras prohibieron anunciar el producto.

Muchos se sintieron ofendidos por la campaña de Lara Stone rodeada por tres hombres semidesnudos, de 2010. De acuerdo con la opinión pública, remitía a violencia y violación.

En 2015 fue Justin Bieber quien generó controversia con su campaña para CK. En esta ocasión el público acusó a la marca de utilizar Photoshop para hacer ver al cantante más fornido y musculoso. Todos los involucrados negaron tal intervención.

 

En 2016 Calvin Klein no podía dejar el año con saldo blanco. Muchos se ofendieron por la fotografía donde aparece una modelo vista desde abajo, mostrando su ropa interior debajo del vestido. Decían que motiva al acoso.