Las mejores actuaciones musicales de Obama

Ximena Cassab

06:30 | Jueves 12 de Enero 2017

¿Podría seguir una carrera musical para el presidente de Estados Unidos, tras dejar su administración?
Especial

Cuando Barack Obama fue electo presidente por primera vez, en 2009, parecía que la promesa del sueño americano se había convertido en realidad. Por primera vez en la historia del país, un afroamericano estaría al frente de la potencia número uno en el mundo. Si él lo había logrado, cualquiera tenía una oportunidad.

Lamentablemente, para muchos esta ilusión se vino abajo tras el triunfo electoral de Donald Trump, una figura que representa la intolerancia hacia una nación multicultural.

Sin duda el presidente demócrata que va de salida también presentó una política dura frente a los migrantes ilegales en el país. Sin embargo, su carisma y conexión con la gente hicieron que rápido pusiéramos de lado sus peores momentos.

Hay que reconocer, que con una contraparte como Trump, resulta fácil olvidar lo negativo en Obama.

Entre sus características más divertidas están las actuaciones musicales que interpretó de manera pública en diversas ocasiones. De hecho, Obama siempre fue muy abierto y honesto respecto a sus gustos y sobre cómo algunos músicos y sus canciones tenían una relevante influencia en su persona.

Incluso es posible conocer qué canciones escucha regularmente a través de su cuenta en la red digital de música Spotify.

Ahora, a tan solo unos días antes de que deje la presidencia estadounidense, Vive USA se ha tomado un momento para recordar algunos de los momentos musicales más divertidos de la administración de Obama. Ya sea el presidente escuchando una canción que le gusta, bailando con su esposa, rodeado por guerreros de la galaxia, o interpretando una canción con su propia voz, no cabe duda de que Obama ama el ritmo.

Lo vimos bailar durante el Ellen Show en 2007.

 

Se sumó a Barry O, Mick Jagger, Buddy Guy y BB King en la Casa Blanca para cantar unas líneas de Sweet Home Chicago.

 

Le cantó Purple Rain a un pequeño niño disfrazado de Prince.

 

Bailó al ritmo de Thriller junto con su esposa, Michelle.

 

Durante su visita de estado en Argentina, el presidente demócrata intentó algunos pasos de tango.

 

También se divirtió moviendo las caderas con un par de miembros del elenco de Star Wars.

 

Mostró su gran pasión (casi llanto) por la música durante una interpretación de Aretha Franklin.

 

Obama y su esposa bailaron al ritmo de Beyonce.

 

Cantó un emotivo Amazing Grace durante una ceremonia dedicada a las víctimas de la masacre en una iglesia en Carolina del Sur. Definitivamente su interpretación más emotiva.

Tags: