Arena México, de manteles largos

Redacción

06:00 | Jueves 27 de Abril 2017

CIUDAD DE MÉXICO, abril 27 (EL UNIVERSAL).- El 27 de abril de 1956 quedó marcado en la historia de la lucha libre, pues se inauguró formalmente un escenario mágico, donde los hombres se convierten en ídolos y los villanos fueron abucheados por el monstruo de mil cabezas, que vive en la monumental Arena México, y a 61 de vida, sigue tan vigorosa como el primer día.
Forjada a base de esfuerzo, y de buena suerte, la México fue construida en el número 189 de la calle Doctor Lavista, en la colonia Doctores, sobre los predios donde se edificaban viejas casonas y la antigua arena México, gracias al ya rentable negocio de la lucha libre y con el golpe de suerte que significó para Salvador Lutteroth González ganarse la lotería.
Los trabajos arrancaron en 1954, en octubre se dio la función de despedida del antiguo inmueble, que fue la última parte que se derribó para hacer el estacionamiento, por lo que por algún tiempo existieron dos arenas México.
Antes de la México no existía escenario bajo techo más grande que la Coliseo, con capacidad para 6 mil 800 personas, por lo que el coso de la colonia Doctores le cambiaría la vista y la vida a la ciudad capital.
Fueron muchos obstáculos que tuvieron que superarse, la oposición del regente de la ciudad, Ernesto P. Uruchurtu fue la más difícil, pues el gobierno realizaba los trabajos para que el Auditorio Nacional fuera su competencia directa.
Si la vida nocturna en la capital era muy rica, con la apertura de la arena la oferta se multiplicó. pues además de la lucha libre y el boxeo, se presentaron espectáculos como el circo ruso de Moscú, el Circo Atayde, el Basquetbol, hockey sobre hielo o el Holiday on ice.