El peligro de ser Neruda

Redacción

06:00 | Viernes 12 de Mayo 2017

CIUDAD DE MÉXICO, mayo 12 (EL UNIVERSAL).- El actor mexicano Gael García Bernal se dejó envolver por la poesía, por la belleza de las palabras y aunque era el antagonista en la historia reconoció que ese mundo es para artistas.
Cuando menos así es como describe su participación en la miniserie “Neruda”, que se desprende de la cinta dirigida por Pablo Larraín y que en cuatro episodios contará la historia del poeta chileno.
El programa se estrena este viernes a la media noche a través de FOX Premium Series.
“Hay un tema polémico que trata esta película: la palabra poética. El cine es un lugar fantástico para la emoción, y por sus consecuencias intelectuales y narrativas. No depende de la palabra para ser lo que quiere ser. Sin embargo, el punto de partida de esta película es la palabra, la palabra peligrosa que te hace caer en el amor y que crea nuevos mundos.
“Y, obviamente, el poeta es el que lee ese lenguaje, que puede devolverlo a la tierra, convirtiéndolo a la vez en mito y verdad. No puedo pensar en otra película como la que hay en este momento, especialmente no uno que logra navegar esas aguas y seguir siendo tan entretenido como Neruda”, dijo el actor mexicano.
Ambientadas en 1948 en Chile, durante plena guerra fría, luego de acusar al gobierno de traicionar al Partido Comunista y desaforado por el presidente González Videla (Alfredo Castro), el senador Pablo Neruda (Gnecco) es perseguido por el prefecto de la Policía de Investigaciones Óscar Peluchonneau (García Bernal) para ser encarcelado.
Neruda intenta huir del país con su esposa, la pintora Delia del Carril, pero se ven forzados a pasar al territorio de la clandestinidad.
Inspirado en los dramáticos eventos de su nueva vida como fugitivo, Pablo Neruda escribe su épico “Canto general”.
“¿Qué hace un policía para odiar a un poeta? Él está fascinado por él. El arquetipo del conservador de la posguerra, específicamente uno que ha aceptado la derrota con profundo resentimiento, con todas sus inseguridades en la superficie, fue clave para encontrar la chispa imaginativa de Peluchonneau”, explicó Gael García Bernal.
La miniserie, al igual que la cinta original estuvo dirigida por Pablo Larraín, quien a decir del actor logró conjuntar un buen equipo en donde después de haber sido él el extranjero ahora llega como uno más de la familia.
“La primera vez fue como ser paracaidista en una familia de cine muy bien formada. Comenzando con la curiosidad y el instinto de Pablo Larraín, todos me hicieron sentir parte de un grupo creativo que necesitaba de un “forastero” para atascarse con ellos en el No. Esta vez, con Neruda, la familia —todavía cinematográfica, orgiástica, altamente profesional— se reunió para hacer este nuevo carnaval inspirado en las obras de Pablo Neruda”, explicó el actor.