"Romeo y Julieta", clásico en libertad

Redacción

06:00 | Jueves 25 de Mayo 2017

CIUDAD DE MÉXICO, mayo 25 (EL UNIVERSAL).- Música electrónica, toques futuristas y personajes apasionados, inocentes y con un toque de ligereza en su carácter, es la propuesta que hizo el director Mauricio García Lozano para el clásico de William Shakespeare, "Romeo y Julieta", que fue bien recibida por el público el miércoles pasado en uno de sus últimos previos, que el elenco regresó dos veces al escenario para agradecer los aplausos que no cesaban.
"El sello de esta versión son tres cosas: la libertad, el rigor y sus actores. Es una versión muy libre por rigurosa, es decir, no vemos a Shakespeare como una figura de museo, hacemos cambios, correcciones, tenemos interpretaciones, es en ese sentido una versión muy libre. Es muy rigurosa porque estamos apoyados en una gran traducción y en un análisis muy sesudo, queremos hacer la obra tal cual es. Lo más importante son sus actores, hay una energía y una capacidad de juego notable en ellos, creo que esta puesta en escena es juguetona, cargada de emoción e intensidad", dijo el director.
Cassandra Ciangherotti y Adrián Ladrón son los responsables de crear a una Julieta y a un Romeo que por su espontaneidad y desfachatez hacen que la gente ría en los momentos menos esperados pero también que suspiren en cuanto hablan de amor.
"Cuando Mauricio me propuso hacer esta obra le dije que yo no quería hacer una doncella, entonces me explicó que él tenía más o menos la misma visión. Esta Julieta tiene como un poquito de bipolaridad, si se puede decir de esta manera, tiene carácter, se enoja, no le importa tanto cómo se ve, es como un alma salvaje, creo que las mujeres que amamos mucho de repente tenemos esta cosa medio salvaje en el corazón", explicó Cassandra.
Adrián señaló que su Romeo es como cualquier adolescente, voluble, caprichoso y muy enamoradizo, pero sí es muy claro el antes y después de este personaje en cuanto se encuentra con su Julieta.
"Lo que hace ella es como regresarle su verdadera esencia, como hablarle del amor verdadero, del amor correspondido e incondicional, para mí es como el encuentro de dos almas y esta imposibilidad de quererse en un mundo permeado por el odio, de decir, si no es contigo entonces no quiero vivir", comentó Adrián.
Para Ciangherotti esto es parte de la importancia de la obra, porque en el siglo XVI les dijo a las mujeres que se deben casar por amor y no por obligación, por eso Julieta es la heroína de la libertad femenina.
"Romeo y Julieta es una de esas obras inmortales que le ha dicho a la gente muchísimas cosas desde hace más de 400 años, es la ocasión de vernos a través de ella y tratar de buscar qué les dice a los mexicanos el día de hoy. Es una obra que habla de algo fundamental que tiene que ver con la dialéctica entre el amor y odio, por eso hacerla en México es todavía mucho más importante, porque vivimos en un presente caótico, como en la Verona de Shakespeare", expresó García Lozano sobre este montaje que estrena este 26 de mayo en el Teatro Helénico.