Manifestación de aficionados mexicanos en Rusia, sin éxito

Redacción

12:52 | Miércoles 21 de Junio 2017

Édgar Luna, enviado

SOCHI, Rusia, junio 21 (EL UNIVERSAL).- El agua ha llegado hasta el cuello, por lo que la Federación Mexicana de Futbol (Femexfut) ha decidido actuar de forma más directa.
A petición de la Federación, los grupos de animación que acompañan a la selección nacional hasta Rusia, decidieron juntarse para pedir que el grito de "¡Eeeeh puuuuto!" no se escuche más, dadas las consecuencias que podría ocasionar.
La FIFA, después del juego ante Portugal celebrado en Kazán, lanzó una advertencia a la Femexfut por el comportamiento de su afición, y Guillermo Cantú, secretario general del organismo mexicano, dijo claramente que las sanciones pueden ir desde sacar del estadio a los aficionados a los que se les sorprenda gritando esta frase, hasta la suspensión del juego, lo que afectaría directamente al equipo.
Los líderes de la Ola Verde, uno de los grupos que han seguido al Tri desde hace muchos años y Destino Tricolor, se reunieron para planear una estrategia, la cual llevaron a cabo dos horas antes del juego contra Nueva Zelanda, cuando pusieron una manta en una de las entradas del estadio pidiendo a la gente que ya no grite esa expresión.
"La Federación nos pidió parar este grito que es discriminatorio para cierta sociedad, y dado lo que pide la FIFA, pues lo haremos, porque las sanciones pueden ser muy severas, como expulsión del estadio o suspensión del partido lo que nos eliminaría del torneo… Nosotros vamos a aportar a la Federación y pediremos afuera el estadio de Sochi, a todos los que nos encuentren, que dejen de gritar así", explicó el aficionado conocido como "El Santo", uno de los más veteranos de la Ola Verde.
Son alrededor de 200 aficionados mexicanos los que se encuentran en Sochi, "y no creo que podamos ver a todos", comenta Miled de Destino Tricolor, pero "sí hacer conciencia de que esto ya traspasó la cuestión de la broma. Si lo entienden así o no ya no es cuestión de nosotros, lo que debemos de dejar de hacer es gritar otra cosa".
"El Caramelo", otro veterano de la Ola Verde, pidió que los compositores mexicanos ayuden a crear algún cántico "para que sustituya a este que la verdad nos salía bastante bien, por eso los gritábamos, pero ya no se puede. Nosotros ya lo teníamos pensado pero la Federación se nos adelantó y nos lo pidió. Por eso nos reunimos, hicimos unas mantas y estos boletines, le sacamos más de 300 copias para que todos puedan leer esto y sepan cuál es nuestra posición".
Mas la manifestación no tuvo el eco deseado, ya que pocos fueron los aficionados que se acercaron al Santo y Caramelo, además de que las autoridades del estadio presionaron para que no obstruyeran el paso, debido a que no avisaron a nadie sobre esto.
Gente de la Femexfut ayudó a tratar de que se les dejara permanecer en una de las entradas del estadio y, aunque hubo flexibilidad, la gente no se acercó como se esperaba.