Polémicas culés

Redacción

06:00 | Miércoles 30 de Agosto 2017

CIUDAD DE MÉXICO, agosto 30 (EL UNIVERSAL).- Sin duda alguna, el Barcelona es uno de los mejores equipos del mundo; sin embargo, con los astros brasileños por alguna extraña razón termina mal y salen de manera inesperada de la institución.
El caso más reciente fue Neymar. El integrante de la MSN blaugrana formó parte de una de las triadas más explosivas en la actualidad, pues en combinación con Luis Suárez y Lionel Messi metió 105 anotaciones.
Y cuando el cuadro culé ya se preparaba para una temporada más, el carioca tomó la decisión de irse al PSG "por la ambición de crecer".
Entonces, el cuadro francés pagó la cláusula de rescisión del jugador, que fue de más de 262 millones de dólares, por lo que se convirtió en el mejor pagado del mundo.
Hace seis meses, el Barça no llegó a un acuerdo con Dani Alves y luego de unos meses de dimes y diretes, el defensa de la canarinha salió de la institución.
Al no poder renovarlo, Dani tomó sus cosas y se fue directo y sin escalas a Juventus, equipo con el que llegó a la final de la Champions en este año.
RO-RO. La historia de desencuentros arrancó en 1995, cuando Romario de Souza ya llevaba dos años con los blaugranas, pero luego de varias discusiones y malo entendidos en los entrenamientos con Johan Cruyff y con el presidente José Luis Núñez bajó de manera repentina su rendimiento y regresó a Brasil a jugar con el Flamengo.
Ronaldo Luiz Nazario de Lima llegó a Barcelona un año después de la salida de Romario, cosechó la Copa del Rey, la Supercopa de España y la Recopa de Europa, pero al igual que Alves no se arregló con el equipo y no se tentó el corazón para irse a jugar a Italia, pero con el Inter de Milán.
PELEAS DE BANQUILLO. El idilio entre Rivaldo y el Barcelona inició en 1999, cuando se ganó el Balón de Oro, la FIFA Wold Player y se llevó la Liga.
Pero tres años más tarde, Louis van Gaal llegó como técnico de los culés, tuvo una mala relación con el brasileño y sumado a las lesiones que tenía, provocaron que Rivaldo se fuera al Milán de Italia.
Quien tuvo un paso destacado en el Barcelona fue Ronaldinho, quien en cinco años metió 94 tantos y 61 asistencias, pero en el 2008 se fue al Milán, porque consideración de Pep Guardiola sus mejores años habían pasado y su destino fue la banca, porque Lionel Messi ya estaba en el equipo.
EL DATO:
Cuatro de seis. Cuatro de los seis jugadores brasileños que han salido peleados del Barcelona, tienen como nueva parada el calcio italiano. Neymar se fue a Francia y Romario regresó a Brasil.