La mansión embrujada de los enanos

Rebeca Gómez

07:03 | Miércoles 28 de Octubre 2015

Se encuentra ubicada en la ciudad de San Antonio y es considerada uno de los lugares más macabros y fantásticos que guarda la historia paranormal del Estado de Texas
Especial
El señor de la casa con sus gato

La mansión es conocida como Gillespie o de los enanos porque fue construida con techos bajos y accesorios para gente pequeñita. Los inquilinos eran por decirlo así liliputienses.

La madre y el padre de familia eran enanos pero algunos los hijos y algunos sirvientes eran de tamaño normal.

El padre era un hombre de negocios exitoso en los 1920 y mando construir la casa a su gusto y necesidad.

Los vecinos los observaban con curiosidad y cierto morbo hasta que un día, cuentan, el padre enloqueció, aparentemente sin razón y asesino a la familia para después quitarse la vida.

La mansión permaneció abandonada por décadas y se fue convirtiendo en ruinas.

Se dice se oían voces de ultratumba y ruidos macabros, además de que se veían espectros de los enanos. Los habitantes aledaños a la mansión llegaron a la  conclusión de que estaba embrujada por los espíritus que no descansaban en paz de los enanos.

La mansión ubicada en la zona del Centro Médico de San Antonio se convirtió  en un lugar donde se practican rituales satánicos, sacrificios de animales y culto al demonio. Adolescentes en busca de un buen susto visitaban el lugar, hasta que se incendió y fue demolido.

Recientemente se construyeron unos condominios lujosísimos sobre las ruinas de la mansión.

En la galería imágenes de la mansión y los macabros enanos.

También te puede interesar

El cementerio Chino en San Antonio

Llega a Wisconsin la máquina del tiempo de Doctor Who

 

 

Tags: