Shaholly Ayers la modelo que se impuso a la adversidad

Alfredo Avalos

07:04 | Viernes 04 de Agosto 2017

Shaholly Ayers nació sin un brazo y tuvo que aprender desde muy niña a que todos le dijeran que no, aunque jamás lo aceptó

Cuando era niña su profesor de educación física le dijo que no podía asistir al gimnasio, cuando adolescente le dijeron que no podía jugar en el equipo de básquetbol, pues como podría realizar tiros de canasta con solo una mano.

Ya en la universidad se acercó a una agencia de modelaje, porque deseaba ser modelo, y la respuesta fue: No funcionará.

“Cuando hable con un agente” Recuerda Shaholly Ayers, quien vive en Honolulu Hawái, “Me dijo: No hay forma de que seas modelo pues te falta un brazo. Yo insistí en que tenía una prótesis” Aun así la rechazaron.

No te pierdas 

Triunfa la súper modelo con una enfermedad de la piel
La nueva estrella de una campaña publicitaria de refresco es una modelo canadiense que rompe el prototipo de la belleza y triunfa a pesar de tener una enfermedad de la piel

Pero Shaholly no se daría por vencida, decidió tomar cartas en el asunto, y continuó buscando trabajo sin agente.

“No tenía nada, estaba muy verde” afirma la belleza que nació en Oregón con una condición llamada amputación congénita, sin el brazo derecho a partir del codo. “Tampoco tenía un portafolio, así que comencé trabajando con fotógrafos y artistas de makeup, después me acerqué a boutique locales y me ofrecía a modelar para ellos. Y funcionó”, le relató al Today Show.

Ayers es una veterana del catálogo de la tienda Nordstrom en donde ha aparecido en tres ocasiones, también ha participado en el runway de la Semana de la Moda en Nueva York. A veces usa la prótesis, otra no, dependiendo de lo que esté usando.

La modelo no revela su edad, pues afirma que esto podría afectarle aún más en el mundo del modelaje que su propia condición, a la que se ha enfrentado y superado toda su vida.

No te pierdas 

La modelo sin piernas que rompe estereotipos
Kanya Sesser nació sin piernas en Tailandia y su vida cambió al ser adoptada por una pareja estadounidense

 

Tags: