"La cantera puma ya no es atractiva"

Redacción

06:00 | Miércoles 30 de Agosto 2017

CIUDAD DE MÉXICO, agosto 30 (EL UNIVERSAL).- Gran parte de la mística de los Pumas de la UNAM viene de su cantera, histórico semillero que también fue proveedor de jugadores de Selección.
La producción de talento auriazul está a la baja. Desde su último campeonato de Liga, en el Clausura 2011, Universidad ha sufrido por pulir la credibilidad de sus fuerzas básicas. Está la intención, más no los resultados constantes.
"El proceso de las básicas toma su tiempo, eso hay que tenerlo en cuenta. Se cree que es debutarlos y listo, pero no. Creo también que Pumas se tarda en el proceso de algunos jóvenes. La idea que tienen ahorita —el ADN Pumas— es buena", considera Luis Baeza, ex director de Visorías de Club Universidad.
En entrevista telefónica con EL UNIVERSAL, Baeza expone la causa por la que Pumas no logra el estallido deseado de sus juveniles. "La realidad es que Pumas ya no es tan tractivo para irse a probar. —¿Por qué?— El tema es que hoy en día el futbol de Primera es muy competitivo y de resultados inmediatos. Si estás en Primera y no compites al nivel de los demás que tienen jugadores fuertes, de experiencia y calidad, hay equipos que no les interesa si juegan con cantera o no, ellos quieren ganar", apuntó. "La clave es que tengan nivel y calidad, si no vas a sufrir muchísimo".
De igual modo, Pumas no la tiene fácil en la captación de talento. Gracias a las categorías Sub-17 y Sub-20, diversos equipos se han vuelto más interesantes para aquellos que buscan el sueño de ser futbolista profesional.
"Hoy los chavos quieren ir a Chivas, América y Pachuca, por las oportunidades, además su trabajo de escauteo es realmente bueno, eso te garantiza el 80 por ciento de éxito de tus fuerzas básicas.
En julio pasado, la directiva de los Pumas anunció la renovación del proyecto canterano, con una inversión de 100 millones de pesos. El primer equipo dejó de entrenar en las canchas de Ciudad Universitaria para trasladarse a las modernas instalaciones de La Cantera, con la misión de contagiar el espíritu orgullo azul y oro a los juveniles que en unos años tendrán que pasar la estafeta.