Ex modelo, la nueva directora de comunicación de la Casa Blanca

EFE y AP

10:26 | Martes 12 de Septiembre 2017

De 28 años, Hope Hicks es la tercera persona que ocupa ese puesto en los apenas ocho meses de mandato de Trump; trabajó para Ivanka Trump y se considera tímida
La nueva directora de Comunicación de la Casa Blanca,  Hope Hicks
EFE

Hope Hicks, una de las asesoras más cercanas al presidente de EU, Donald Trump, desde el inicio de su campaña electoral, asumirá de forma permanente la dirección de comunicaciones de la Casa Blanca, cargo que ejerce de manera interina desde mediados de agosto.

Así lo informó hoy la Casa Blanca al hacer permanente el nombramiento de Hicks como directora de comunicaciones de la residencia presidencial.

¿Pero quién es ella?

- Fue exmodelo de moda para Ralph Lauren y trabajó para Ivanka, la hija de Trump

- La describen como “sabia” más allá de su edad

- Es tímida, pues a diferencia de sus compañeros de gabinete evita ser el centro de atención

- Hicks está dedicada a defender los objetivos más amplios de Trump.

Ella no tenía antecedentes políticos cuando firmó contrato para trabajar en 2015 en la incipiente campaña del empresario y celebridad de la televisión. Hicks se convirtió pronto en el centro de comunicaciones para un candidato no convencional que atrajo una atención mediática sin precedentes.

Hicks aprobaba las solicitudes de entrevistas, a menudo tachó tuits que dictó Trump y permaneció a su lado mientras él arrasaba electoralmente al país.

En el negocio de las relaciones públicas, Hicks siguió el ejemplo de sus padres, Paul y Caye Hicks. Después de graduarse en 2010 de la Southern Methodist University con una licenciatura en lengua inglesa, Hicks se mudó a Nueva York y trabajó con Hiltzik Strategies, que también ha trabajado para Hillary Clinton, al igual que el padre de ella.

Paul Hicks solía hacer las relaciones públicas para la NFL y ahora es director gerente de una firma en Washington.
Te puede interesar 

Hope Hicks, directora de comunicaciones interina de la Casa Blanca
La mujer, de 28 años, fue portavoz de comunicaciones para Donald Trump durante la campaña electoral de 2016

En 2014, Hicks hija se unió a la Organización Trump para ayudar a promover la mercancía de Ivanka. Trump la trasladó al equipo de campaña un año después.

Hicks atrajo considerable atención de los medios por ella misma, pero evitó en gran medida las interacciones cara a cara con los reporteros. Ella prefirió limitar sus contactos con los periodistas a llamadas por teléfono y correos electrónicos.

“Siempre está hablando por teléfono con los reporteros, tratando de que los reporteros corrijan sus historias deshonestas”, dijo Donald Trump en diciembre durante un acto postelectoral en Alabama.

Hicks no tiene cuenta en Twitter.

Meses atrás, cuando Trump ya había ganado la elección y se esperaba que asumiera el poder, Trump acudió a un acto en Mobile, Alabama, ante decenas de miles de seguidores. De pronto, él la indujo a decir unas palabras ante la multitud.

“¿Dónde está Hope?, ¿dónde está Hope? Hope, ven aquí, Hope, Hope, ven aquí”, dijo Trump, antes de añadir que ella es una “persona tremendamente talentosa”.

“Ella es un poco tímida, pero eso está bien porque es realmente, muy talentosa”, insistió Trump antes de suplicarle que “dijera un par de palabras”. Al final, ella dijo nueve palabras: “Hola, Feliz Navidad a todos y gracias Donald Trump

El primer director de comunicaciones de la Casa Blanca de Trump fue Michael Dubke, quien dimitió en mayo.

Después llegó el polémico Anthony Scaramucci, un empresario de Nueva York que fue despedido después de tan solo 10 días en el cargo tras una descripción obscena que hizo a un reportero de la revista The New Yorker.

Pese a su brevedad, la estancia de Scaramucci en la Casa Blanca provocó la renuncia del hasta entonces portavoz de Trump, Sean Spicer, y también la salida de Reince Priebus como jefe de gabinete.

Tras asumir como nuevo jefe de gabinete de Trump, el general retirado y exsecretario de Seguridad Nacional John Kelly despidió a Scaramucci de manera fulminante.

Además de Hicks, otras dos mujeres ocupan puestos relevantes en el equipo de comunicaciones de la Casa Blanca: Sarah Sanders es la actual portavoz y Stephanie Grisham la directora de comunicación de la primera dama. 

 

Tags: