TE RECOMENDAMOS


“Sí me enamoré de él. Mi aspiración no era ser famosa sino hacer lo que me gusta. Siempre me encantó el modelaje y la actuación y la verdad hice un buen trabajo”, explicó Natália a un portal de noticias hispano, esto, durante su paso por la alfombra roja de la película “Rápidos y furiosos”.
Subtil agregó que la fama fue un asunto que venía incluido en el enamoramiento que experimentó hacia Mayer Mori. “Me enamoré de alguien que era conocido en el espectáculo, pero no tenía la pretensión; todo fue natural y tuve que aprender a manejar más o menos la situación”.
Natália confirmó que continúa en comunicación con el padre de su hija, quien actualmente permanece en un retiro espiritual en Los Ángeles, California, desde donde le escribe cartas.

Google News - ViveUSA