Mascotas disminuyen la depresión tras una pérdida conyugal

Diana Espinoza

07:00 | Viernes 06 de Septiembre 2019

La Universidad Estatal de Florida enfatiza que la capacidad de dar y recibir amor es muy poderosa
Mascotas y pérdida conyugal
Pixabay

La compañía de un perro o un gato ayuda a disminuir los sentimientos de depresión y soledad en adultos mayores, después de que sufren la muerte de su pareja. 

Así lo informa una investigación de la Universidad Estatal de Florida, financiada por The Gerontological Society of America. 

Con datos recopilados de 2008 a 2014, los investigadores examinaron los síntomas depresivos y de soledad en personas mayores de 50 años que perdieron a su pareja y los compararon con los de personas que permanecían casadas. 

Recomendamos 

Tener un perrito beneficia a tu corazón, ¡lo dice la ciencia!
La Clínica Mayo y Harvard tienen un consenso: los perros hacen los días más felices y ayudan a mantener un corazón sano

Luego exploraron si los efectos de la pérdida conyugal diferían para aquellos que tenían una mascota en el momento de la muerte o el divorcio. Encontraron evidencia de que los perros y gatos ayudan a sobrellevar la depresión y el estrés

Quienes no tenían mascota registraron niveles depresivos más altos. Dawn Carr, autor principal del estudio, considera que es un “hallazgo impresionante”, pues la persistencia de la soledad se asocia con mayores incidentes de mortalidad y un inicio más rápido de la discapacidad. Lo que indica que las mascotas también pueden ayudar a reducir estas consecuencias negativas. 

“En la vida cotidiana, tener un gato o un perro puede no hacerte más saludable. Pero cuando nos enfrentamos a un evento estresante, podemos apoyarnos en una mascota. Puedes hablar con tu perro o acariciar a tu gato y es tranquilizador”, anota Carr. 

Aún hace falta más investigación para explicar con profundidad los resultados, pero los investigadores apuntan a que todo se trata de “sentir que le importas a alguien”

Cuando se pierde a un cónyuge también se va la relación más íntima y confidencia. Una mascota puede ser un alivio porque aún necesita de su dueño y éste puede cuidarlo, amarlo y apreciarlo. La Universidad Estatal de Florida enfatiza que la capacidad de dar y recibir amor es muy poderosa.

Los perros tienen el mismo efecto calmante para adultos mayores que están en tratamientos médicos o para aquellos que viven en asilos.

Lee 

Los optimistas sí viven más, asegura estudio de Harvard
La expectativa de que sucederán buenas no se refleja únicamente en tu estado de ánimo

Tags: