El Monte Rushmore y otras atracciones para visitar en Dakota del Sur

Si quieres tener el mejor clima para las actividades al aire libre, septiembre es el mejor mes para viajar a Dakota del Sur

Monte Rushmore y otras atracciones para visitar en Dakota del Sur
Foto: Pixabay
Destinos 13/01/2021 11:00 Vive USA Actualizada 11:16

Aunque Dakota del Sur no es uno es un destino tan popular en Estados Unidos, más de 10 millones de personas lo visitan cada año para acudir a atracciones como el Monte Rushmore o el Badland National Park.

Para encontrar el mejor clima para actividades al exterior, septiembre es el mejor mes para viajar. Durante las primeras semanas de junio la temperatura puede incrementar a más de 35 grados Celsius. 

Los amantes del esquí y de los deportes invernales deben visitar el estado entre noviembre y abril, aunque otras atracciones estarán cerradas por las complicaciones derivadas de la nieve.   

Para evitar las multitudes y obtener alojamiento a menor precio, los turistas deben considerar viajar entre mayo y octubre, con excepción de las vacaciones de verano (entre finales de junio y principios de agosto), pues la alta demanda aumenta las tarifas. 

Estas son las atracciones que no te puedes perder en Dakota del Sur

 

Monte Rushmore

 

Este parque es la principal atracción del estado, ya que cuenta con un monte en el que están esculpidos los rostros de los presidentes más importantes de Estados Unidos

Las esculturas de Theodore Roosevelt, George Washington, Abraham Lincoln y Thomas Jefferson miden 18 metros de altura y los turistas pueden subir hasta ellas para tener una vista panorámica de Keystone, región en la que se encuentra esta atracción. 

En todo el Mount Rushmore National Memorial hay caminos y miradores con diferentes perspectivas de los rostros de los presidentes estadounidenses creados por el escultor Gutzon Borglum. 

La entrada al parque es gratuita, pero el costo por el estacionamiento para los automóviles u otros vehículos privados es de 10 dólares.

 

 

 

Falls Park

 

Es la atracción estelar de Sioux Falls gracias a la hermosa cascada con la que cuenta en el río Big Sioux. A un costado del río, la reserva tiene un molino con más de 100 años de antigüedad y áreas para realizar picnics. 

Cuando las temperaturas bajan a fin de año, el parque se convierte en un paraíso invernal lleno de nieve y luces navideñas. Además el caudal del río y las caídas de las cascadas se iluminan al caer el atardecer. 

El Falls Park está abierto desde las 5:00 horas hasta la medianoche y el acceso es gratuito.

 

 

Statues of Presidents 

 

Las Estatuas de los Presidentes son algunas de las principales atracciones de Rapid City. Estas esculturas se encuentran en las esquinas del centro de la ciudad y se pueden encontrar durante un tranquilo recorrido, con ayuda de un mapa. 

En Rapid City, Dakota del Sur, se pueden encontrar a los 44 presidentes del país, desde Thomas Jefferson hasta George W. Bush. En julio de 2019 se incorporó la estatua de tamaño real del exmandatario Barack Obama.

 

 

Badlands National Park 

 

Esta reserva, de más de 98 mil hectáreas, llena de formaciones rocosas es una mezcla del Gran Cañón, Death Valley y Red Rock Canyon. 

Los aventureros pueden caminar por senderos con exhibiciones de fósiles, cabalgar, acampar o tan sólo disfrutar de los paisajes al conducir por South Unit o por Badland Loop Road. 

Además, este parque nacional de Dakota del Sur es uno de los mejores sitios para disfrutar del cielo nocturno. Cada año, en el verano, se organiza un festival de astronomía con expertos en cielos nocturnos.

El costo de entrada al Badlands National Park es de 30 dólares por cada vehículo o de 15 dólares para peatones y ciclistas.

 

 

El Palacio del Maíz

 

El Corn Palace es una atracción única en Dakota del Sur, pues es un recinto completamente dedicado al maíz. 

Este inmueble fue construido en la ciudad de Mitchell, en 1892, para que los residentes celebraran al maíz durante los festivales de otoño. Las festividades se conservan en la actualidad y cada año se reúnen los productores para vender sus productos. 

Los visitantes quedarán maravillados con todas las decoraciones relacionadas con el maíz que tiene el palacio y no pueden irse sin tomarse una foto frente a la fachada.

 


p