Mexicanos muertos en California habrían ingresado ilegalmente

El Servicio de Aduanas y Protección de Fronteras estadounidense investiga un posible caso de tráfico de personas en el accidente que dejó 13 víctimas

Mexicanos muertos en California habrían ingresado ilegalmente
AP
Noticias 04/03/2021 08:00 AFP Actualizada 09:38

Las 13 personas que murieron el martes en el sur de California en una colisión entre su vehículo, atestado de pasajeros, y un camión, son sospechosas de entrar ilegalmente a Estados Unidos desde México, a través de una apertura en una valla, indicaron este miércoles las autoridades. 

Las víctimas viajaban en un todoterreno Ford Expedition en el que iban 25 personas, pese a que el vehículo está previsto para transportar ocho o nueve. 

Doce personas, entre ellas el conductor, murieron en el accidente y una decimotercera tras ingresar en un hospital. Al menos 10 de las víctimas eran mexicanas. 

"Todas son sospechosas de haber entrado ilegalmente a Estados Unidos", indicó en un comunicado el Servicio de Aduanas y Protección de Fronteras estadounidense (CBP). 

Esa agencia federal abrió una investigación sobre un posible caso de tráfico de personas vinculado al accidente y otro ocurrido un poco antes el mismo martes, en el que otro todoterreno se incendió en la misma zona. 

Cuando los agentes del CBP llegaron al lugar del incendio, descubrieron a "19 individuos que se escondían entre matorrales cercanos y establecieron que habían entrado ilegalmente al país a través de la apertura" en la valla fronteriza, explicó la agencia federal. 

Imágenes de videovigilancia tomadas el martes por la mañana muestran cómo dos vehículos dejan la zona situada cerca de una brecha de tres metros de ancho en la valla metálica que separa Estados Unidos de México, a unos 50 km del lugar del accidente, cerca de Holtville.

Según Gregory Bovino, responsable del sector en el CBP, los primeros elementos de la investigación sobre el vehículo accidentado y el que se incendió apuntan a ese agujero en la valla. 

"Los traficantes de personas demostraron en múltiples ocasiones que le daban poca importancia a la vida humana", dijo en un comunicado. 

Las víctimas fallecidas el martes tienen entre 20 y 55 años.