Puerta decapita a mujer en parque de Utah; piden $270 millones de dólares

“Cuando una puerta de metal se cerró con fuertes vientos, cortó el costado del auto como un cuchillo caliente a través de la mantequilla”, dice la demanda.

Parque Nacional de los Arcos
AP
Noticias 17/11/2020 05:00 Puerta decapita a mujer en parque de Utah; piden $270 millones de dólares Actualizada 05:53

La familia de una activista por los derechos de las mujeres en Uganda demandó por homicidio culposo al Parque Nacional de los Arcos de Utah, luego de que ella fuera decapitada por una puerta metálica suelta en el parque. 

La tragedia ocurrió en junio. Insider narra que Esther “Essie” Nakajjigo y su esposo, Ludovic Michaud, visitaron el parque a mediados de junio, y “mientras conducían hacia una salida, una ráfaga de viento empujó una puerta de metal hacia la carretera, lo que provocó que decapitara a Nakajjigo. Michaud no resultó herido en el incidente”. 

“Cuando una puerta de metal se cerró con fuertes vientos, cortó el costado del auto como un cuchillo caliente a través de la mantequilla”, dice la demanda.

La familia manifestó su dolor e indignación al medio KCNC-TV diciendo que un candado de seguridad de 8 dólares habría evitado el accidente por lo que ahora demandan al parque por la cantidad de $270 millones de dólares en daños. 

USA Today señala que Ludovic Michaud pide al parque $240 millones de dólares en daños, mientras que los padres de Nakajjigo buscan $30 millones de dólares.

Aunque el Servicio de Parques Nacionales dio sus condolencias a la familia, no se han posicionado sobre la demanda millonaria en su contra. 

Esther Nakajjigo también fue miembro del Foro de Embajadoras de Mujeres en Dallas, Texas, y ganó la beca Mandela Washington en 2018. 

Así es el Parque Nacional de los Arcos 

El Parque Nacional de los Arcos tiene algunos de los paisajes más impresionantes que podrás ver en Estados Unidos.

Está ubicado en el sureste de Utah y tiene más de 2,000 arcos de piedra natural. El “paraíso de roca roja” también destaca por cientos de pináculos y rocas equilibradas en sus terrenos.

Arches National Park apunta que la historia de este “paisaje improbable” comenzó hace, aproximadamente, 65 millones de años. Cada arco y aguja es un remanente de roca maciza que se agrietó y erosionó con el agua y el viento. 

Durante millones de años hubo dinosaurios en la zona. Ahora puedes recorrer sus senderos y maravillarte con las puestas de sol que se filtran a través de los arcos.