Seattle prohíbe los popotes de plástico en restaurantes

Seattle le dice adiós a los popotes de plástico. Es la primera gran ciudad de Estados Unidos en prohibirlos.

Noticias 02/07/2018 11:27 Diana Espinoza Actualizada 07:28

Seattle le dice adiós a los popotes de plástico. Este domingo, se convirtió en la primera gran ciudad de Estados Unidos en prohibirlos.

Los 5 mil restaurantes instalados en su territorio no podrán ofrecerlos a los clientes, pero sí podrán darlos si éstos son solicitados por ellos. Desde hace una década, la ciudad había exigido que todos los artículos de plástico en establecimientos de alimentos fueran reciclados.

También queda prohibido ofrecer utensilios de plástico, incluidos tenedores, cucharas, cuchillos y picos de cóctel.

Recomendamos 

La prohibición es resultado de un movimiento ecologista. 150 empresas que participan en "Strawless in Seattle", una campaña liderada por Lonely Whale Foundation, impidieron que 2.3 millones de popotes de plástico ingresaran al sistema de desechos sólo en septiembre pasado.

Quienes incumplan con las normas pueden enfrentar una multa de hasta $250 dólares. No obstante, Seattle Times apunta que el enfoque el próximo año será de concientización. “ El objetivo inmediato es aumentar el alcance y la asistencia a las empresas para ayudarlas a cumplir, en lugar de castigarlas”, dijo la portavoz de Seattle Public Utilities, Ellen Pepin-Cato.

“Cuando compras tu café con leche, usas un popote de plástico. Una vez que comenzamos a observar nuestra vida diaria, es realmente fácil ver qué tan rápido se suma el plástico”, dice Dune Ives, directora ejecutiva de  Lonely Whale Foundation.

Strawless Ocean estima que, al menos, el 71% de las aves marinas y el 30% de las tortugas tienen plástico en su estómago. Este material puede aumentar la mortalidad de la vida marina hasta en 50%.

En enero de este año, también fue presentado un proyecto de ley en California haría ilegal que los restaurantes ofrezcan a sus clientes popotes de plástico, a menos de que ellos sean quienes los soliciten.

Ian Calderon, asambleísta demócrata, propone una multa de $25 a $1,000 dólares para quien los ponga al alcance de los comensales. O bien, hasta seis meses en la prisión del condado.

"Necesitamos crear conciencia sobre el tema de los popotes de plástico y sus efectos perjudiciales en nuestras calles y océanos", dijo en un comunicado.

La regla sólo se aplicaría en restaurantes, pero no en bares ni establecimientos de comida rápida como McDonalds o Burguer King, “detalle” que le valió críticas de ambientalistas.

En junio, Alaska Airlines se convirtió en la primera aerolínea estadounidense en prohibir los popotes de plástico en sus vuelos. A través de un comunicado, anunció que la medida entrará en vigor a partir del 16 de julio de este año.

En 2017, la aerolínea repartió 22 millones de popotes, pero ahora se ha unido con la asociación de Seattle Lonely Whale para preservar el medio ambiente.

Mira en nuestra galería datos alarmantes de la ONU sobre la contaminación de los mares.

No te pierdas