afecta a casi un millón de personas